MISTERIOS LUMINOSOS

(Para recitar antes de cada Misterio del Rosario,

bien completos o en parte)

 

Por

Emma Margarita R. A.- Valdés

EL BAUTISMO DE JESÚS EN EL JORDÁN

 Te bautizas con agua del Jordán,

sigues las normas del ritual judío.

Muestra el Padre tu eterno poderío,

serás la salvación, el nuevo Adán.

 

Te esperaba impaciente tu fiel Juan,

pedía conversión al ser impío.

Sometió a la Palabra su albedrío

y a tu servicio dedicó su afán.

 

Que nosotros seamos bautizados

en tu fuego, en tu espíritu divino.

el bautismo que limpia los pecados.

 

Para el cielo seremos rescatados

por el agua y la sangre, el pan y el vino,

los divinos misterios revelados.

 

 

 

LA AUTOREVELACIÓN DE JESÚS EN LAS

BODAS DE CANÁ

 

Anticipas, Jesús, la Eucaristía

de gracia universal y comunión

en fe y en celestial confirmación.

Agua en vino de amor se convertía

 

Eres tú, mi Señor, nuestra alegría.

Oíste de tu madre la oración,

por su caritativa mediación

gustamos tu divina epifanía.

 

Que las oscuras aguas de la vida

se conviertan en vino generoso

para la sed del alma redimida.

 

Por tu misericordia trascendida,

eres del alma celestial esposo.

¡Haznos dignos, Señor, de tu acogida!.

 

 

 

EL ANUNCIO DEL REINO DE DIOS

Y LA LLAMADA A LA CONVERSIÓN

 

Pides la conversión a los impíos

para darles el Reino del Amor,

liberarles del miedo y del dolor

y orientar hacia el bien sus extravíos.

 

Invitas a vencer los desafíos

del mundo depravado y tentador.

Te envía el Padre a ser el Salvador,

a ser luz en los páramos sombríos.

 

Ilumina, Señor, nuestra conciencia,

concédenos la gracia del perdón,

nuestro pesar será la penitencia.

 

Sabemos de tu amor, de tu clemencia,

de tu humana y divina compasión,

¡concédenos el Reino en tu presencia!

 

 

 

LA TRANSFIGURACIÓN DEL SEÑOR

 

Te transfiguras. Ven tus seguidores,

en tu esencia divina trascendida,

el destino final de la partida

de este mundo hacia nuevos esplendores.

 

Pronto te apresarán los agresores.

Es el momento de la despedida.

Con tu divinidad esclarecida

esperas suavizarles los temores.

 

Resplandezca tu amor en nuestras vidas,

llena los corazones de tu gloria.

danos valor, restaña las heridas.

 

Que jamás las mortales sacudidas

del pecado, de oscura trayectoria,

nos cierren celestiales avenidas.

 

 

LA INSTITUCIÓN DE LA EUCARISTÍA

 

Es tu cuerpo y tu sangre en pan y vino

el sustento que ofreces a tus fieles,

te quedas en el mundo, sin laureles,

en el Sagrario de tu amor divino.

 

En la Cena anunciaste tu destino.

Ofreciste morada en tus vergeles

sin pedir pasaporte ni aranceles,

sólo tu Eucaristía es el camino.

 

 Eres, para la Gloria, el  alimento,

manjar del cielo, pan de nueva vida,

vino de salvación, renacimiento.

 

Sea tu celestial advenimiento

a nuestra humilde esencia convertida,

la razón de cumplir tu mandamiento.

 


Emma Margarita R. A.- Valdés
 
Reservados todos los Derechos de Autor.
Prohibida su reproducción sin expreso consentimiento.
email de la Autora:
universo@universoliterario.net

 


 

ÍNDICE DE LAS ORACIONES

SOBRE LOS MISTERIOS DEL ROSARIO

 

Trípticos de Sonetos sobre los

Misterios del Santo Rosario

 

Grabaciones en mp3 con estas oraciones,

 recitadas por la autora

 

Especial Virgen María

 

Libro "Antes que la luz de la alborada, tú, María"

Contenido del sitio

Si quiere enviar un mensaje recomendando
estas páginas, pulse
AQUÍ

Añada este sitio a sus Favoritos