NO PERJURES

 

No juréis. Decid: "SÍ, SÍ. NO, NO": Mt 5,33-37

Del libro "VERBO y verso"

Por

Emma-Margarita R. A.-Valdés

 

 

No utilices a Dios como testigo.

No juegues a la muerte de tu íntima conciencia.

Cubren los labios túnicas de esparto

que impiden los sonidos de la luz

cuando golpea el rostro la voz envilecida

por falso juramento.

 

¿Qué fuerza incontrolable te obliga a perjurar?

¿Qué fuego abrasará tu estima

si tu rosal no muestra los colores?

Tú juras y perjuras

cuando tu crédito es palabra estéril.

 

No rechazas la mano que te humilla

y te obliga a sufrir en tu interior.

Consigue que tu acento

resuene en los estrados de los justos

y reciba el honor de ser verídico.

 

¡No silencies los órganos sagrados,

las cítaras templadas y las celestes voces,

que entonan inaudibles melodías

del último destino!

 

¡Proclama a gritos la verdad desnuda

que sólo necesita un sí o un no

a las falsas razones!

 

Tú no jures por Dios ni por el cielo

ni por Jerusalén ni por la tierra,

pues la verdad existe, resuena eternamente,

y un sí o un no serán tu testimonio

para el juicio final

ante el altar del reino.

Contenido del sitio

Poesía trascendental

Si quiere enviar un mensaje recomendando

Universo Literario, pulse AQUÍ

Añada Universo Literario a sus Favoritos

 Todos los derechos reservados © - Emma-Margarita R. A.-Valdés 

Música: "Etz Chaim". (Hebrea)