NO IMPORTA

(Mt 16,11-15; Lc 24,11)

 

Por

Emma-Margarita R. A.-Valdés

 

 

 

No importa que en los medios de difusión mundanos

no quieran pronunciar tu nombre,

no importa,

no importa porque voces de soledad lo gritan,

porque lejanos bosques lo susurran

en gotas de rocío,

porque vibra en los trinos de los pájaros

y en los élitros negros de los grillos,

y en el estanque azul

croan las ranas con sus letras.

 

No importa que la música oficiosa y esclava

ignore tu sonido,

no importa,

no importa porque laten corazones

al son de tu silencio,

porque cantan amor tus notas,

porque en labios urentes

escancias el caudal de tu armonía

y en las viejas arterias del anciano

circulan tus acordes de esperanza.

   

  No importa que el aplauso del soberbio, del necio,

enmudezca en el aire,

no importa,

no importa porque manos inocentes

se extienden en amante abrazo,

porque dedos heridos

cicatrizan al roce de tu piel,

es caricia la espina de la angustia y del odio

y el tacto de tus pétalos

dulcifica los golpes de la ausencia.

Ni importa que el presente arrincone tu voz

en la escombrera gris del marginado,

no importa,

no importa porque el eco vive

y en nuevas primaveras

germinará en la tierra tu palabra,

porque tras el invierno

se abrirán las ventanas a la luz

y habitarás la estancia de los hombres

que mostrarán al mundo tu presencia.

 

 

Emma-Margarita R. A.-Valdés

Del libro "Versos de amor y gloria"

Biblioteca de Autores Cristianos (BAC)

Si quiere enviar un mensaje recomendando

estas páginas, pulse AQUÍ

Añada este sitio a sus Favoritos

Poesía trascendental

Contenido

Libros de Emma-Margarita R. A.-Valdés

Pintor: Ron DiCianni