MI ALMA SUFRE ENFERMA

 Sobre el Evangelio de San Juan: Juan 4,46-54

Del libro “VERBO y verso"

Por

Emma Margarita R. A.-Valdés

 

 

Hoy me pongo en camino

para encontrar la Vida que me ofreces.

Escuchaste mis ruegos y mis preces

y eres el Norte y Sur de mi destino.

 

Curas mi alma febril por mi pecado

y me levantas del humano lecho,

me llevas de la mano hacia la Vida

y llenas con tu luz mi oscuro pecho.

 

En mi hora de dolor

me libras de la fiebre, de mi mal,

tu gracia celestial

ilumina la noche del temor.

 

Mi alma sufre enferma

por la ausencia de amor en este mundo.

Necesito que vuelvas

a derribar los inhumanos muros.

 

Médico del espíritu,

cura nuestra febril indiferencia

ante el hermano herido,

con caridad que brota de tu entrega.

 

Se demora la tarde

y, en el último sol del horizonte,

es tu poder la llave

que derriba fronteras de los hombres.

 

Milagro de la aurora

que hace manar el agua bautismal

sobre almas silenciosas

que hablarán, con tu voz, de amor y paz.

 

Supimos de tu nombre.

Acudimos a Ti y te hemos rogado   

por la salud del orbe

y el libre vuelo de enjaulados pájaros.

 

Creo en ti, tengo fe,

soy río de tu amor que inunda mi alma,

discurro en paz, en calma,

y en tu delta de luz confluiré.

 

Mi terrenal misión es el servirte

en los que necesitan de asistencia,

en los pobres, los viejos, los que sufren,

y acercarlos a tu esencial presencia.

 

Te debo la esperanza que disfruto

porque tú me has salvado por amor,

mi eterna redención es el legado

de tu entrega a una muerte con dolor.

 

Emma Margarita R.A.-Valdés         

Del libro "VERBO y verso"
Publicado con permiso de la Autora.
Prohibida su reproducción sin su expreso consentimiento.
email de la Autora: universo@universoliterario.net



Entradas a:

Contenido

Poesía vital

Poesía trascendental

Si quiere enviar un mensaje recomendando

Universo Literario, pulse AQUÍ

Añada Universo Literario a sus Favoritos

Todos los derechos reservados © - Emma-Margarita R. A.-Valdés

Música: Todo está cumplido